martes, 28 de abril de 2015

Boquerones fritos en harina de garbanzos al estilo andaluz

Esta manera de rebozar el pescado con harina de garbanzos es típica de Andalucía y allí el olor de la buena fritura te guía para disfrutar de un buen tapeo. No veo mejor manera de recordar aquellas tierras que con estos estupendos boquerones.

La mayoría de las veces los he consumido con espina, sin tripas ni cabeza y quedan deliciosos, pero en esa ocasión como no eran muy grandes, seguí el consejo de un experto y los hice sin limpiar, realmente quedan muy sabrosos, pero hay que tener cuidado cuando los comas de no tocar la hiel, porque puede amargar. Si comes sólo su carne, asunto solucionado.

Rebózalos sólo con harina de garbanzos y verás el toque crujiente que le da. Son un éxito en cualquier mesa.

Los boquerones, bocartes o anchoas, son el mismo pescado, si tienes curiosidad en este enlace de Directo al Paladar puedes encontrar más información.


Ingredientes para 4 personas:

32 boquerones
Harina de garbanzos para freír
Aceite de oliva virgen 
Sal



Puedes emplear los boquerones de dos formas:
Enteros sin limpiar, lavandolos ligeramente bajo un chorrito de agua para desangrarlos un poco y secándolos después ó limpios, retirando la cabeza y las tripas pero dejándoles la espina.

Elaboración:

Salar los boquerones y rebozarlos en un bol con la harina de garbanzos. Reservar.

En una sartén con abundante aceite caliente, sin que llegue a humear, freírlos por tandas, con un par de minutos será suficiente, el boquerón tiene que quedar crujiente y jugoso, cuando tengan el color dorado, sacarlos y ponerlos sobre un papel absorbente.

Servir calentitos, acompañados por una buena ensalada.

viernes, 24 de abril de 2015

Ensalada mezclum con fresones

Estamos en temporada de fresones, suele extenderse desde marzo a julio y ahora están en un momento perfecto, esto me llevó a comprar una cantidad excesiva y hemos estado comiéndolos de postre de varias maneras. Para terminar con ellos antes de que se estropearan, se me ocurrió incluirlos en la ensalada.

Me encantó la mezcla, los fresones combinan a la perfección con las vinagretas y las ensaladas, así que el resultado fue un entrante muy completo y nutritivo, que reúne en un solo plato una buena cantidad de vitaminas, minerales y muy pocas calorías.

Si queréis saber más sobre los fresones y sus propiedades, este enlace está muy bien:

http://www.delicooks.com/es/productos/verduras/freson



Ingredientes para 4 personas

250 grs. de fresones medianos (4-5 piezas por persona)
200 grs. aprox. 2 bolsas de ensalada mezclada
Aceitunas rellenas
Aceite de oliva Virgen extra
Jengibre en polvo o fresco
Ajo en polvo
Cebolla frita seca (opcional)
Vinagre (al gusto, si es posible mejor en reducción o crema)
Semillas de sésamo tostado
Sal
Pimienta


Lavar los fresones y cortarlos al gusto. Revisar el mezclum por si hay alguna hoja estropeada.

En el bol o ensaladera conde vayas a servir la ensalada,  hacer primero la vinagreta. Añadir el aceite, el vinagre, el ajo en polvo, el jengibre, la sal y la pimienta. Mezclar con un tenedor hasta que emulsione y quede cremoso.

Incorporar la mezcla de lechugas, los fresones y las aceitunas, removiendo suavemente hasta que todos los ingredientes queden bien impregnados.

Terminar la presentación con sésamo tostado por encima.


miércoles, 15 de abril de 2015

Sepia con patatas

Este sabroso plato marinero es sencillo y si tienes una olla a presión (exprés) además es muy rápido de hacer. 

Esta receta es de "transmisión familiar",  lleva agua en lugar de caldo de pescado, sinceramente creo no lo necesita, ya que el sabor que le da la sepia es delicioso por sí sólo.  

La proporción de los ingredientes base, la sepia y las patatas, va a gusto del consumidor, yo procuro que el plato esté equilibrado, me encantan las dos cosas, así que le pongo más o menos la mitad de cada producto. 



Ingredientes para 2 personas

1 sepia grande o 2 pequeñas (400-500 gr. aprox.)
2 patatas medianas
2 zanahorias
1 cebolleta grande
2 ajos
2 guindillas verdes suaves
1 tomate sin pepitas, rallado (opcional)
Pulpa de ñora (o pimiento choricero)
Pimentón dulce de la Vera
Sal
1 hoja de laurel
Aceite de oliva virgen
1 Vasito de vino blanco
Agua

NOTA: Si no tienes olla rápida (a presión/exprés) o prefieres la cocción normal, tampoco es un problema, sigue los mismos pasos, tardará aproximadamente 30-35 minutos en hacerse y seguro que tienes que añadir un poco más de agua porque evaporará, pero también te quedará bien.

Elaboración:

Limpiamos bien la sepia y la troceamos en cuadrados medianos que sean cómodos de comer, las patatas en 4 o 6 trozos cada una para que no se deshagan en la cocción y la zanahoria en rodajas o trozos al gusto.

Picamos fino la cebolleta y los ajos. Partimos las guindillas por la mitad y retiramos las semillas para que el guiso no pique demasiado.

En la olla a presión (exprés) ponemos aceite para sofreír la cebolla, los ajos y la guindilla.

Una vez esté el sofrito dorado, agregamos la sepia y le damos un par de vueltas, sólo que cambie un poco el color y se ponga más blanca.

Añadimos un poquito más de aceite y echamos el pimentón sobre él, removemos cuidando de que no se queme y agregamos rápido el tomate, la pulpa de ñora, la hoja de laurel y el vino, mezclamos, dejamos evaporar un poco el alcohol e incorporamos la zanahoria y las patatas, cubrimos con agua y cerramos la olla.

El tiempo de cocción puede variar según la olla, pueden ser 5 minutos a partir de que suba la válvula y dejando que baje sola ó 10 minutos si la ayudas con agua fría bajo el grifo.

Abrir la olla, rectificar de sal y servir. 



martes, 7 de abril de 2015

Ensalada de Algas wakame con vinagreta de soja y mostaza - Algas contra la celulitis

Las algas todavía no forman parte de la mayoría de las mesas occidentales, pero son un ingrediente que contiene muchas propiedades beneficiosas para la salud, en general son muy diuréticas, combaten la retención de líquidos y por consiguiente la celulitis, ayudan a quemar grasas y además tienen un delicioso sabor marino.

Si aún no las has probado en ensalada, te recomiendo empezar por las algas Wakame, son mis preferidas, su textura es suave y los aderezos que admite son tan versátiles como los que puedas poner en una ensalada convencional. También puedes añadirlas a tus ensaladas para probar, porque combinan perfectamente. 

Además de sus ventajas como alimento sano hay que añadir lo prácticas que son, ya que no siempre tenemos a mano verduras frescas en casa y ésta es una buena solución al problema, ya que vienen deshidratadas. 

También las puedes consumir de otras muchas maneras, con arroces, en sopas, guarniciones, salsas,... o como tu imaginación te dicte. 

Esta ensalada es ligera y refrescante, un complemento perfecto para cualquier plato.

En este enlace encontrarás algunas  clases de algas comestibles y sus propiedades en general:




Ingredientes para 2 personas 

25 grs. de Algas Wakame deshidratadas
1 vaso de agua
1 cucharada sopera de semillas de sésamo tostado 

Para la vinagreta

1/4 de vaso de salsa de soja
2 cucharadas soperas de aceite de sésamo
1 cucharadita de mostaza
1 cucharada sopera de vinagre de manzana (o de vino suave)
Sal

Poner a hidratar las algas en un bol grande (doblarán su tamaño) y añadir un vaso de agua. Dejar reposar 5-10 minutos.

Mientras tanto en otro bol haremos la vinagreta, añadiremos la soja, el vinagre, la mostaza, el aceite de sésamo y la sal, batiremos todo con un tenedor de manera que quede mezclado formando una emulsión ligera.

Cuando estén hidratadas, escurrir las algas, ponerlas en el recipiente elegido para servir y rociarlas con la vinagreta y las semillas de sésamo tostado.




miércoles, 1 de abril de 2015

Especial sugerencias - Semana Santa

Hablar de tradiciones culinarias en Semana Santa es hablar de algunos platos típicos de estas fechas, como los que se hacen con bacalao y otros pescados o las famosas torrijas, los buñuelos de viento o cuaresma, etc, etc... 

Para los que quieran seguir esa tradición, os propongo algunos platos del blog que son adecuados para este fin.

El origen de estas costumbres es religioso y hay muchas fuentes de información por la red, si queréis dar un vistazo a la web de Directo al Paladar, os recomiendo este artículo que es muy interesante para entender algunas de ellas.

http://www.directoalpaladar.com/cultura-gastronomica/alimentos-prohibidos-en-cada-religion-el-cristianismo



Propuestas:

Potaje de garbanzos con acelgas, en este caso es una receta familiar de mi "yaya" Filo y no lleva bacalao, es absolutamente vegana, pero si quieres añadirlo, combina perfectamente.


Buñuelos de merluza,  en vez del clásico bacalao, es mi variante y también está muy rica.


Torrijas, un clásico imprescindible para cualquier ocasión.


Buñuelos de viento, o Cuaresma. Un dulce muy extendido, en algunas comunidades se consumen en Semana Santa y en otras como Catalunya son típicos de la Cuaresma. Da igual, salvo por las calorías que tienen, los puedes comer todo el año.