domingo, 1 de mayo de 2016

Marmitako de pescado

A veces los platos surgen tras mucho pensar y otras se proponen ellos solos, como en el caso de esta receta, que he cocinado gracias a unos recortes de bonito que tenía en el congelador y que etiqueté como "marmitako". 

Cuando he visto el paquete, inmediatamente he sentido el deseo irrefrenable de hacer la receta. Una es caprichosa, que le voy a hacer.

Mi receta es un clásico de la cocina vasca, el término marmitako significa literalmente "de la marmita" en euskera. Es muy reconocido también en las cocinas asturianas, cántabras y francesas, con el nombre de marmita de bonito o marmite (en francés). 

Como muchos guisos de pescado su orígen se encuentra en los pescadores, que solían llevar una marmita en el barco, recipiente del que surgió su nombre.


La elaboración es muy sencilla,  fácilmente se pueden tener todos los elementos en casa. El pescado es la base, puede ser fresco o congelado y se puede hacer con bonito, con atún o cualquier otro, preferentemente azul.




Ingredientes para 3-4 personas:

3 Patatas medianas
300gr. de bonito
2 ajos
Laurel
1 cebolleta
1 zanahoria
2 pimientos verdes pequeños (o guindillas)
2 pimientos del piquillo
½ vaso de tomate frito casero
La carne de 4 pimientos choriceros o 2 cucharadas de pulpa en conserva
1-2 cayenas (al gusto)
1 vaso de vino blanco (opcional, yo esta vez no lo puse)
 1 litro de fumé de pescado, suave o de brik. Si no tenéis, utilizad agua
Aceite de oliva virgen extra
Sal



Elaboracion:

Comenzaremos hidratando en agua los pimientos choriceros, durante 3 o 4 horas. Si consigues pulpa de pimiento en conserva te ahorras este paso y sale muy bien.  
Seguiremos picando el ajo muy fino, la cebolla en juliana y el pimiento verde en tiras. 
Pelamos las patatas y las troceamos, rompiéndolas un poco al terminar el corte para que suelten la fécula en el guiso, de esta forma lo espesará sin necesidad de harinas ni otros aditivos.

En una cazuela ponemos un poco de aceite y en él salteamos primero el ajo, cuando tome color añadimos la cebolla y el pimiento verde, ponemos un poco de sal y lo rehogamos todo.

Bajamos el gas al mínimo, y añadimos la zanahoria, damos un par de vueltas, agregamos el pimentón e inmediatamente la pulpa del pimiento choricero, el tomate frito casero y los pimientos del piquillo, sofreímos todo un minuto e incorporamos las patatas, mezclamos y añadimos el caldo. 

Consejo: Es muy práctico congelar los caldos o fumés en cubiteras y luego pasar los cubitos a una bolsa, así siempre tienes cuando los necesitas y no ocupan mucho espacio en el congelador. 

Dejamos hervir a fuego bajo entre 20 y 30 minutos o hasta que las patatas estén blandas.

Cuando la patata esté en su punto ponemos el bonito cortado a tacos de 2 o 3 centímetros. Se cortará la cocción brevemente y en cuanto vuelva a hervir apagamos el fuego, tapamos la cazuela y que repose unos 5 minutos para que el pescado se cocine con el calor residual.

Servir caliente.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada